martes, 1 de marzo de 2011

Una banda del Este saquea un arsenal militar tras apoderarse de un blindado


DAVID VIGARIO / Badajoz/ El Mundo

Zapatero embustero

Corresponsal

El Ministerio de Defensa investiga el robo de 20 fusiles de asalto y 10 pistolas perpetrado la pasada madrugada en la base de Bótoa, en Badajoz. Las primeras hipótesis apuntan a una banda criminal de origen albanokosovar.Sigue en pág. 11

Las armas robadas son 20 fusiles HK G-36 y 10 pistolas de la marca Llama, y pertenecían al Regimiento Castilla, una de las unidades de elite de las Fuerzas Armadas, que participa de forma constante en las misiones internacionales.

Aunque se ha decretado el secreto de sumario y todas las hipótesis están aún abiertas, las primeras investigaciones apuntan a que la banda procede de Europa del Este y a que pudo haber contado con la colaboración de una o varias personas en el interior del propio cuartel.

Los ladrones cargaron el botín en un todoterreno blindado del propio acuartelamiento, lo trasladaron hasta la valla del recinto y huyeron en otro vehículo aparcado en el exterior hacia Portugal, a escasos kilómetros de distancia del cuartel, según informaron fuentes del caso.

El atraco pone en duda la seguridad del recinto militar. El robo se produjo en torno a medianoche y la Delegación del Gobierno asevera que las alarmas saltaron hasta en dos ocasiones. La primera, la de la valla de la base, sobre las 22.30 horas, aunque una primera inspección de una patrulla no observó incidencia alguna. La segunda, dos horas después, la del almacén, pero cuando llegaron los soldados ya no encontraron a nadie.

Sin embargo, la empresa privada encargada de las alarmas asegura que en su central no se detectaron los avisos. Otros testimonios desde dentro el cuartel aseguraron ayer que si sonaron no se hizo demasiado caso porque suele ocurrir con la alarma de la valla de forma habitual ante la presencia constante de aves en la zona.

Los ladrones accedieron al recinto militar a través de una verja y posteriormente atravesaron una zona en la que se encuentra el campo de maniobras, utilizando para este fin un vehículo militar -en concreto, un todoterreno blindado- hasta llegar a la armería. La distancia que hay que recorrer es aproximadamente de tres kilómetros.

De ahí que fuentes de la Guardia Civil aseguren que la principal hipótesis con la que trabajan es que recibieran ayuda desde el interior, tanto para actuar sin ser descubiertos a una hora no relativamente tardía -entre las 22.30 horas y pasados unos minutos de las 24.00- como para acceder al interior del almacén, ya que es imprescindible hacerlo introduciendo un código secreto.

«Contaban con una excelente información, eso está claro, porque fueron a tiro hecho y sabían exactamente el sitio que pisaban, por lo que tardaron muy poco en dar el golpe; menos de dos horas», aseguraron fuentes de la investigación.

Además, hay que apuntar que dejaron intacta la munición existente para centrarse únicamente en robar las armas. Así lo pudieron comprobar los primeros agentes de la Guardia Civil que llegaron al lugar del suceso, que vieron cómo las cerraduras estaban forzadas, aunque ya nadie se encontraba en el interior.

Limpio y rápido

Los asaltantes realizaron un robo limpio y rápido, conociendo exactamente el terreno y cuál era el sitio concreto donde se encontraba la armería, dentro de los numerosos edificios con los que cuenta la base, con una extensión amplísima de terrenos, según fuentes de la investigación.

No es la primera vez que se produce un asalto a esta base. Hace tres años se produjo un robo de una caja fuerte de una sucursal que existe dentro del cuartel. Para poder llevársela, los asaltantes utilizaron un vehículo acorazado, con el que también atravesaron el acuartelamiento sin ser descubiertos y accedieron al interior del banco para su posterior fuga.

El robo provocó ayer varias reacciones políticas. IU reclamó a la ministra Carme Chacón que acuda «cuanto antes» al Congreso para dar explicaciones y el PP pidió investigar «al máximo», mientras el PSOE se esforzaba en pedir «prudencia» hasta saber qué ocurrió, informa Europa Press.

1 comentario:

  1. Pues nada, haber su se recuperan antes de que armen un estropicio.

    ResponderEliminar