martes, 26 de abril de 2011

Troitiño viaja rumbo a Venezuela, según los servicios secretos


ANTONIO RUBIO / Madrid / El Mundo

Zarpó desde Holanda el pasado martes
Zapatero embusteroLos servicios de Información españoles están convencidos de que el etarra Antón Troitiño, que fue excarcelado erróneamente el 13 de abril, ha puesto rumbo a Venezuela. Esos mismos servicios apuntan que el dirigente etarra abandonó el lunes 18 el sur de Francia, donde se había refugiado tras abandonar la cárcel de Huelva, y que antes de emprender viaje hacia Sudamérica hizo escala en Holanda. En este país se embarcó el martes 19 en un navío que tenía previsto llegar a tierras venezolanas en unos seis días.

Troitiño fue puesto en libertad el día 13 tras pasar 24 años en prisión por 22 asesinatos. La excarcelación del dirigente etarra se produjo seis años antes de lo previsto porque la Sección Tercera de lo Penal de la Audiencia Nacional realizó una interpretación errónea, según el Supremo, del cómputo del tiempo que había estado en prisión preventiva.

La Fiscalía interpuso el correspondiente recurso contra la liberación de Troitiño 24 horas después de su puesta en libertad, el día 14, momento en que el etarra se planteó, según fuentes de la lucha antiterrorista consultadas por este periódico, desaparecer hasta que su situación judicial se aclarara. El mismo día en que Troitiño salía de Europa en dirección a Sudamérica -el martes 19-, la Audiencia Nacional acordaba la «inmediata busca y captura nacional e internacional» del dirigente etarra.

Zapatero embusteroEL MUNDO ha podido saber de fuentes directas del Centro Nacional de Inteligencia (CNI) que Antón Troitiño, tras salir de la cárcel de Huelva, pasó por el País Vasco y, posteriormente, se trasladó al sur de Francia, a la zona de Hendaya, donde reside su mujer y tiene despacho su abogado. En esa localidad gala estuvo en contacto con su letrado y, entre el sábado 16 y el domingo 17, los agentes del CNI perdieron la pista del etarra que formó parte del comando Madrid y que en 1986 asesinó a ocho jóvenes guardias civiles, tres militares y un civil en la plaza de la República Dominicana de la capital.

Los servicios de Información españoles están convencidos de que Troitiño se trasladó de Francia a Holanda y allí embarcó, muy posiblemente en el puerto de Rotterdam, en un buque con dirección a Venezuela. Esas mismas fuentes también barajan la posibilidad de que su travesía en barco no fuera directamente hacia ese país y que el dirigente etarra hiciera escala en Irlanda o en algún otro país suramericano antes de llegar a su destino final.

La travesía desde Holanda a Venezuela, según expertos marinos consultados por este periódico, se puede hacer entre cuatro y seis días: «Depende del navío utilizado y de la ruta que se hayan marcado. Es decir, que sea un barco de carga o uno de pasajeros».

Los servicios de Información españoles y otros extranjeros consultados por este periódico están convencidos de que «Troitiño ha utilizado la vía marítima porque sabe que el control en ese tipo de desplazamientos es mucho menor que en cualquier aeropuerto europeo».

Esas mismas fuentes también recuerdan que el dirigente etarra Josu Ternera se sirvió de un pasaporte portugués para ocultar su verdadera identidad cuando, en abril de 2010, fue tratado de una tromboflebitis en una clínica de Düsseldorf (Alemania), como publicó EL MUNDO hace un año.

En la actualidad, hay tres importantes etarras en paradero desconocido y con una orden de busca y captura a nivel internacional: los citados Josu Ternera y Antón Troitiño, y José Ignacio de Juana Chaos. La orden de Troitiño fue emitida por la Audiencia Nacional el día 19 y la de Josu Ternera está en activo desde que, el 14 de noviembre de 2002, el Tribunal Supremo lo citara a declarar por el atentado que cometió ETA en 1987 contra la casa-cuartel de la Guardia Civil de Zaragoza, en el que fueron asesinadas 11 personas, entre ellas cinco niñas.

Desde julio de 2002, momento en que Josu Ternera desapareció de la escena política, hasta junio-julio de 2006, cuando se sentó en la mesa de negociaciones entre ETA y el Gobierno español, el dirigente etarra estuvo viviendo entre un pueblo francés de la Alta Saboya y en los alrededores de Milán. En la actualidad, el paradero de Ternera ya no es el mismo que tenía cuando se trasladó a la clínica de Düsseldorf: un pueblo italiano situado a unos 20 kilómetros de Milán.

Sobre el paradero actual de Troitiño, otras fuentes de los diferentes servicios de Información de Ministerio del Interior, Guardia Civil y Policía también sitúan al etarra tanto en el sur de Francia como en Irlanda. En este último país se encontraba refugiado De Juana Chaos, pero a finales de abril del pasado año dejó de comparecer ante las autoridades y se dio a la fuga.

1 comentario:

  1. Asi cualquiera viaja, con escolta y todo...je je, vaya pais.

    ResponderEliminar